martes, marzo 16, 2010

One more time. El miedo es...

El miedo es...

Me topé con esta sentencia (oración) y wow… ¡todo hizo sentido!

“El miedo es un síntoma de tu profunda sensación de pérdida.”(T. 12.I.9)

Veamos.

Ahí donde el miedo incluye la desolación, la preocupación, la tristeza, el estrés, la depresión, la intranquilidad, etc. La sentencia me dice que ese miedo es un “síntoma”, es decir que el miedo no es el causante, no es la causa, el miedo es un mero indicio, ¿de qué? “de una profunda sensación de pérdida”.

Jesús en UCDM usa la palabra “profunda” para enfatizar la intensidad, siendo que en esta sentencia se refiere además a lo recóndito, a lo arraigado, se trata de una “sensación de pérdida” profunda porque si estuviera en la superficie quizá ya la habría erradicado; precisamente esa profundidad me obliga a necesitar ayuda -que suenen las fanfarrias, “ta-rán”- el Espíritu Santo llega a mi consuelo.

Su voz subraya de la sentencia la palabra “sensación”, al tiempo que me recuerda que en el mundo real es imposible perder.Wow.

Voy de asombro tras asombro, definitivamente.

Resulta entonces que el miedo no es más que un indicador de una arraigada idea de que se puede perder.¿Arraigada?

¡Arraigadísima! Desde la creación del mundo.

El llamado ciclo vital no es otro que un ciclo a fenecer, a participar en la pérdida de la vida, la única certeza que se tiene en este mundo al nacer es la de la muerte. Leyes del mundo. Ni hablar. (Recomiendo la lectura Más allá de este mundo)

Esta terrible idea de que se puede perder -además de que tornaría a Dios en injusto-, conlleva la sensación de que soy un ser vulnerable, indefenso, propenso a ser atacado, y si me creo capaz de ser atacado no me queda otra salida que el atacar, creyendo que en ello va mi defensa.

Me defiendo mediante juicios, todo juicio es un ataque supuestamente justificado por la idea de que es posible perder, todo juicio es manifestación de miedo. Y hoy sé qué es el miedo.

Lo terrible y demente de este asunto es que entre más me defiendo, más afianzo la subyacente “sensación de pérdida” y menos contribuyo a encontrarme libre de miedo. Es un círculo vicioso que las leyes del mundo comprueban, las leyes del mundo una y otra vez me dan testimonio de que si no me “defiendo” puedo ser atacado por “la enfermedad”, o por “mis enemigos”, o por mi jefe, o por mi vecino, o por los políticos, o por los migrantes, o por los automovilistas, o por mis hijos, o por mi pareja, o por… ¿te das cuenta?

Los juicios sólo han servido para separarme más y más, y en esa aparente separación se pierde de vista la paz y persiste el miedo.

Ya dice UCDM que sólo podemos experimentar dos emociones: el amor o el miedo. Y sólo una de ellas es real. De hecho UCDM dice que: no pretende enseñar el significado del amor, pues eso está más allá de lo que se puede enseñar; pero que pretende despejar los obstáculos que impiden experimentar la presencia del amor.¡Y qué obstaculote tan grandote es la idea de que es posible perder! Por causa de esa idea mi mente se distrae del presente y vuela al futuro preocupada por aquello que cree que puede perder: como el trabajo, la salud, la pareja, la solvencia económica, la reputación, el juego, la aceptación de los demás, en fin cualquier cosa, situación o persona que tema perder puesto que la tengo en gran valía. ¿Gran valía?

¡Claro! Por supuesto que lo tengo en gran valía, de lo contrario no me importaría perderlo. Esto me lleva a pensar que valorar es aplicar un juicio mental a algo considerándolo “preciado”; de ello comprendo el por qué todo mundo defiende su “tesoro”. Afortunadamente el Espíritu Santo, siempre presente, me insiste: ¿qué puedes ganar al apreciar lo que no es real? ¿qué puedes perder si renuncias a lo que no es nada?

Wow, cuántas batallas he librado para “preservar”… …¡todas! No hay lucha, batalla, guerra o esfuerzo mundano que no se haga en función de preservar y eso por la subyacente idea de que es posible perder.Wow, insisto, voy de asombro en asombro.

Esto es una sacudida, el curso de milagros es una sacudida para cuestionar todo cuanto el ego valora, puesto que esos son los obstáculos que me impiden experimentar la presencia del amor.
.
¡Genial sacudida!
===================

9 comentarios:

Aravena dijo...

genial. has recorrido este camino con la precisión de un viejo explorador que deja un mapa para los próximos...gracias!

darYrecibir dijo...

Amigo y amado cartógrafo del color viniendo de ti es un honor, gracias a ti por dejarme esta notita, un abrazote!

Beatriz Amorin dijo...

Muchas gracias por tu ayuda , la necesito. Gracias.

Jesús Rujano dijo...

CLICK! ahora veo màs claro. jeje...

Isabel Martínez dijo...

*Hola Fa, precisamente el estudio biblico la semana pasada se baso en el miedo, y luego me llega un mail donde dice qe el profesor Antonio Cuello dice: " el mayor enemigo que tenemos es el miedo" , Mateo cap. 24:37-44 habla del enemigo común y también en Lucas 21:26 nos dice que la gente se morira de miedo son solo pensar lo que va a caer sobre la humanidad, en Efesios 6:11-12 Nos dice fortalezcanse, lleven todas las armas de Dios, para resistir las maniobras del diabloPorque no nos estamos enfrentando a fuerzas humanas, sino a poderes y autoridades que dirigen el mundo, a fuerzas oscuras y a espíritus del mundo de arriba., sin embargo en el 21:28 nos dice lo que debemos hacer " ponganse derecho y levanten la cabeza porque se acerca su liberación"
Romanos 12:2 nos dice Pablo " transformense a partir de una renovación interior" Y yo pienso que la única transformación interior es dejarse guíar por el Espíritu,Galatas 5:22 nos dice que el fruto del espíritu es:
alegría, paz, compasión a los demás, generosidad, bondad, fidelidad,mansedumbre y dominio propio. También dice la palabra cuando las premicias se consagran a Dios, queda todo bendito, sí la raíz es santa lo serán también las ramas.
Así que Gracias a Dios, la Gracia de Dios es para todos y en ella no tiene cabida el miedo.

Te mando un abrazo y ya estoy esperando que me hables para ir conmigo a Malinalco.

Que Dios te bendiga e ilumine.

Lorena Lucey dijo...

Me encanta oirte, porque cuando te leo te escucho y cuando te escucho, oigo el susurro hermoso del amor de Dios en ti...

Esta semana Jesus me dijo lo mismo, lo del miedo ser una sugestion de la amenaza a perdida o separacion, cuando escuchaba a Keith Moore. si tienes tiempo echate el segundo tape de este link.

http://www.moorelife.org/listseries.php?archive_index=FreeFromAllFears.txt&filetype=vod&seriestitle=0803+-+Free+From+All+Fears

besos!

Virginia Cabral dijo...

Genial!! Gracias!!! "El curso de milagros es una sacudida para cuestionar todo cuanto el ego valora, puesto que esos son los obstáculos que me impiden experimentar la presencia del amor."

jonas gnana dijo...

Nunca mejor expresado.. Q bella eres...

Mauricio Mau dijo...

EXCELENTÍSIMO, ¡¡¡GRACIAS!!!
NO SE QUIÉN FUE LA QUE ESCRIBIO ESTO, CARMEN O FA. O ALGUIEN MÁS, PERO POR FAVOR NO DEJEN DE ENSEÑAR, ESTO ES LO QUE VERDADERAMENTE NECESITAMOS, COMPRENDER EN ESTE NIVEL ES NUESTRA SALVACIÓN, AHORA SOMOS CIENTÍFICOS DE LA ÚNICA CIENCIA EXACTA, LA QUE ESTUDIA LA PAZ DE DIOS.
GRACIAS POR SU PAZ CIENCIA.
AMOR Y GRATITUD.
MAU
HERMANO EN CRISTO